El blog de juanfratic: Investigando en Educación, en TIC, en el aprendizaje, y otras cosas de la vida. Profesor de ESO preocupado en hacerlo mucho mejor y en ser feliz. Siempre en obras: compartiendo.

domingo, 24 de febrero de 2013

¿El ocaso socioafectivo de Twitter o una etapa personal de desencanto?


Según su definición y su creador, Twitter no es una red social, es más bien un servicio web de microblogging1, es decir, una  nueva forma de comunicación y no una estructura social. Por tanto, partiendo de esto, hablar de su componente social parece que no tenga razón de ser. Sin embargo, creo que todos podemos aceptar que twitter ha tenido, tiene y tendrá, un marcado componente social.
A pesar de esta introducción, una de las cosas sobre las que me permito reflexionar en este post, es sobre si ¿se está dando una etapa de ocaso socioafectivo en twitter?, o si más bien, ¿un servidor, es decir yo mismo, estoy pasando por una etapa personal de desencanto hacia dicho servicio?. Y dicho esto, paso a explicarme, para tratar así de iniciar un debate o en su defecto al menos, una reflexión hacia mis adentros.

Llevo unos cuantos meses un tanto desaparecido2 de la twittesfera, o más bien, para ser exactos, no es que no esté, porqué, estar, lo que se dice estar, estoy, pero más bien, estoy en plan lurker o looker3 y también activo pero sólo cuando se me cita o se me llama, y evidentemente, cuando publico alguna cosa en este humilde blog, o en otros medios y servicios, con la intencionalidad de compartirlo, de comunicarlo. 

Hay quien ha criticado y critica abiertamente que twitter no tiene ni debe convertirse en un patio de colegio, en un mercado o en una peluquería (con todos los respetos hacia estos lugares y quienes los habitamos). Es decir, que twitter debe convertirse en un servicio donde se premie la comunicación y la información de calidad y no la “cháchara”, las conversaciones intrascendentes, el donde estás, el que estás haciendo, pensando, comiendo, etc. Incluso muchos usuarios de Twitter dejan de seguir a otros cuando observan que éstos realizan este tipo de prácticas. Y precisamente de ahí mi desencanto. Quiero entender que echo en falta ese componente socioafectivo de twitter ya por mí descrito en mi aportación a El bazar de los locos4

Cuando entro en twitter, echo en falta a much@s amig@s (hay muchos ami@s y conocid@s, twitter@s de pro, que al igual que yo andan twittdesaparecidos, ¿estarán también en plan lurkers o lookers12 o también serán tímidos como yo?;-) 

Echo en falta, conversaciones intrascendentes, de las que en teoría sólo sirven para pasar el rato, pero que en la práctica también aprendes de ellas, o cuando menos, te sirven de terapia de grupo, de desahogo, de relax, o aunque sólo sea de entretenimiento. También es necesario éste en la vida de un docente, diré más, de una persona. Un estudio, ya no tan reciente, de Pear Analytics, llegaba en 2009 a la conclusión de que más de las tres cuartas partes de los tweets vertidos en Twitter eran o bien “Cháchara” o bien, conversaciones. 

Ya no hay momentos de esos en los que te encontrabas con un montón de amigos en el TL (en mi caso solían ser los domingos por la mañana y los domingos a partir de las 22:00h), o una obra que seguir y las vicisitudes entre el "señó" albañil y la propietaria5 (@NoLolaMento ;-), o mi comentarista particular de la Fórmula 16 (sí, ya se que todavía no ha empezado la temporada de este año, pero te eché de menos, @fgpaez, en la pasada ;-). Menos mal que me siguen quedando los tweetirititeros que van a todos los “saraos” y se encargan de tuitearlos, así como de “les noiestwitterbarça”, que aunque no me gusta el fútbol, sabes que si hay partido del Barça, ahí estarán, incondicionales con su equipo y eso sí me gusta. 

Es cierto que mucha gente se ha acostumbrado a mantener conversaciones a base de mensajes directos con otros tuiteros, bien para no molestar a su TL y contentar así a los críticos a los que antes mencionábamos, o bien porqué dichas conversaciones son de índole privada y no tienen porque aparecer en el TL público de dichos tuiteros. Otros encuentran en Facebook su canal, o vamos a llamarle así: su “portavoz social”, donde hacer públicos sus pensamientos, sus conversaciones, comentarios, sus andanzas, sus conquistas, etc. No creo que Google + se esté utilizando tanto en este sentido, pero sí, y cada día más, WhatsApp. WhatsApp sustituye a twitter en las conversaciones, chácharas, comunicaciones, e incluso en el intercambio de archivos (videos, audios, fotos, etc.). Parece que la gente ha encontrado en WhatsApp el medio de comunicación más directo y rápido con amigos y conocidos, creando sus propios grupos de interés (círculos de Google +) y sin necesidad de que nadie ajeno a éste pueda enterarse de la información intercambiada (como sí ocurre en Twitter si se vierte en el TL y no como mensaje directo). Y sí, Twitter puede hacer lo mismo que WhatsApp (mensajes directos, envío de fotos, videos, audios, etc., de forma inmediata, de dominio privado, etc), pero parece que eso de poder llevarlo asociado a tu Smartphone, cosa que con Twitter también puedes hacer con sus Apps oficiales o derivadas, y el poder asociar mensajes a grupos de personas conectadas entre si, gana muchos enteros a favor de éste, en detrimento de Twitter. También tiene sus detractores, claro que sí, pero no son tantos si los comparamos con los que viven enganchados a él.

Veo como cada vez más, mi TL se inunda de tweets que sólo contienen información, urls de artículos de noticias, urls de posts de blogs, o de webs, o de vídeos, de todo tipo de recursos, información, fotografías, etc. Por cierto, que nadie se alarme con esa noticia de que Twitter ahora sólo nos da 118 caracteres si ponemos en nuestro tweet una url, no nos han robado nada, tan sólo ocurre que ahora la codificación de las urls, exige utilizar dos caracteres más de los que se venían utilizando, así que seguimos contando con nuestros 140 caracteres para informarnos y comunicarnos7. Y no, no me molesta que Twitter pueda convertirse en esto. Pero sí, si estoy en lo cierto de que vamos hacia ese camino, añoraré días pasados. 

También puede deberse a que cada vez me sigue y sigo a más gente, y twitter, que lo es, excelente recurso contra la infoxicación, haya conseguido saturarme y haga que esté infoxicado cada vez que a él me acerco. A mí, me contaron, que el índice de guruseo de un usuario de twitter, podía medirse al sacar la proporción existente entre el número de seguidores que tienes y el número de usuarios a los que sigues. Cuanto más cercana a 1 estuviese, menos gurú eres, y cuanto más alejada de 1 está, más gurú eres. De ahí que siempre haya tratado de equiparar ambas cifras8. Mi amigo Francesc Llorens me corrige y me dice que el tema del guruseo tiene más a ver con aquellos usuarios que siguen a muy poca gente, independientemente de cuantos le sigan a él, y que no se dignan a contestar cuando se les menciona. Y también me aconseja que haga uso de servicios como justunfollow y deje de seguir a aquellos usuarios inactivos que muchas veces inundan nuestra cuenta. Y hablando de dejar de seguir, también he comprobado con cierta tristeza, como muchas veces, experimento bajadas en el número de usuarios que me siguen cuando de tanto en tanto lanzo algún tweet en mi lengua materna, el valenciano. Lo siento, o mejor dicho, no lo siento, soy así, es mi lengua. Y también me sorprende como puede haber gente que deje de seguir a otra por ser de un determinado equipo de futbol, o como hay mucha gente que es fácilmente manipulable y se deja llevar por las masas, por el populismo y/o la popularidad de determinados “personajes”, a la hora de seguirlos o incluso de dejar de seguirlos.

Aun así, sea como fuere, me gusta twitter, y quiero pensar que no estamos ante un ocaso socioafectivo de twitter sino más bien que son imaginaciones mías y esto sigue estando ahí, se sigue dando, que la gente ha cambiado de días, horas y momentos y yo no me tropiezo con ellos, o como dice Francesc, estoy pasando por una etapa o fase13 de desencanto con Twitter, y se me pasará. Tal vez Francesc esté en lo cierto y será también que me estoy haciendo mayor, así que voy a retomar mi camino tuitero con más ilusión y motivación que el día que empecé con mi primer tweet, pues twitter me ha dado y me sigue dando mucho9.





Aunque también compruebo con tristeza como cada vez más se ceban con todo tipo de tretas, con Twitter. Países que lo censuran y/o prohíben, ataques masivos hacia la seguridad del mismo y de sus usuarios, virus que a través de mensajes directos no paran de llegarme con mayor asiduidad que meses y años atrás, etc. O hay hasta quienes vaticinan un ocaso de Twitter, cosa que no me preocupa, pues también se ha dicho muchas veces que el blog ha muerto y sigue muy vivo, pues lo mismo veo (que visual estoy en este momento ;-) en el caso de twitter, twitter sigue vivo y muy vivo, y ni ocaso, ni es el caso10.


Twitter sigue creciendo día a día. Cada vez somos más usuarios. Y sí, es cierto, cada día somos más, pero no están todos los que son, ni son todos los que están.

La semana pasada, la publicación de las conclusiones de un estudio del INTEF sobre el uso de las redes sociales por los docentes en el que de una muestra de 1522 profesores de todas las etapas, un 57% de los mismos afirmaba utilizar Twitter11, creó bastante controversia en Twitter y en algún que otro blog, al considerar que ni reflejaba la realidad (son muchos menos los docentes que utilizan Twitter y eso lo sabemos todos), ni era una muestra representativa (constatación que ya en el propio estudio se afirmaba). Y con ello no quiero quedarme con la conclusión de aquel dicho que se dice mucho aquí en Alcoi, en la “Filà” de Moros y Cristianos: “Augmentem però no millorem” (Aumentamos pero no mejoramos), sino que me quedo más con aquello de: Cuantos más seamos… más mejoramos, aprendemos, compartimos, nos enriquecemos (personal e intelectualmente hablando ;-), etc.

Si alguien se anima a sacarme de dudas, a comentar o a debatir estas reflexiones en los comentarios, le quedaré muy agradecido.

Algunos blogs para estar al día con todo lo que pasa acerca de Twitter:


  -->
Este post también podría haberse llamado:

·       Investigando sobre Twitter.
·       Divagando sobre Twitter.
·       Repasando mi relación con twitter. ¿Hay alguna posibilidad por remota que sea de salvar lo nuestro?
·       El bazar de los locos, segunda parte.
·       Y al tercer tweet resucitó.
·       Tuitero a mi pesar, o no.
·      El ocaso socioafectivo de Twitter o la fuerza del si no entro, ¿cómo voy a saberlo?

Tweets a pie de post (aka #peliscontwitter , #frasescontwitter , #cancionescontwitter)

1 El Twitter, ese gran invento.
2 Me llaman el twittdesaparecido.
3 La twitterventana indiscreta.
4 Twitter, el bazar de los locos.
5 Twitteras al borde de una ataque de nervios.
6 Un día en las tweetcarreras.
7 Y no olviden tweetinformarse y tweetcomunicarse.
8 La insoportable levedad de no querer ser twittergurú.
9 Sin tweets no soy nada.
10 Twitter ha muerto. ¡Viva Twitter!
11 El disputado twitter del señor docente.
12 En ocasiones veo twitterlurkers.
13 Desencuentros en la tercera twitter fase.

Reacciones:

12 comentarios:

  1. Hola a todos/a

    Efectivamente, ayer, en una inmejorable comida con Juanfran tocamos los temas que menciona en el post y otros. Con respecto al tema del guruseo, mi posición exacta es que puede modificarse en unos minutos la relación entre seguidores y seguidos, sin que ello afecte a tu manera de comportarte en Twitter. Gurú es el que, al creerse gurú, deja, no de seguir (es lícito y razonable, a mi juicio, tomar decisiones sobre el número o perfil de las personas a las que sigues) , sino de comunicarse humanamente con aquellos con quienes antes lo hacía. El gurú es el que ha usado una red como trampolín. Seguramente posee algún tipo de expertise, innegable, pues la comunidad tonta no es. Y probablemente también haga un uso semiautomático de la red y tampoco se cuente entre sus objetivos la 'comunicación humana'. O una mezcla en diferentes proporciones de todo ello.

    Lo que Juanfran reclama, entiendo, tiene que ver con el carácter empático de la red, pero lo que es inevitable es que uno pasa de niño a adolescente y de adolescente a adulto tanto en la vida real como en la digital. Y cambian el foco, las situaciones personales, los intereses y los puntos de vista.
    Juanfran, no lo tomes como una desafección entre personas. Más bien entre situaciones.
    Como recomendación, a) diversificar el perfil de usuarios con los que te relaciones. Pasar a otras áras b) No te enamores tanto, chaval :-)

    El 'bazar de los locos' tendría ahora nuevas perspectivas. Twitter ha cambiado en los últimos dos años. Y mucho. Pero, ¿alguien dudaba de ello? Es un negocio que tiene que ganar dinero.

    ResponderEliminar
  2. Coincidiendo con vuestros análisis, me parece que esta misma reflexión la he leído de todos los fenómenos de la red: de blogs, de flickr, de tumblr... Imagino que, como la vida, todo tiene sus fases y no hay que asombrarse de ello. Con el tiempo aprendemos a esperar esas ralentizaciones e incluso a disfrutarlas, no podríamos valorar las cosas si siempre las viviéramos con la misma intensidad.
    Haz caso al maestro y no te enamores tanto, chaval, o mejor, disfruta de esta nueva etapa del amor, más relajada, más sensata. Ya llegarán nuevos amoríos que nos deslumbrarán y completarán, no lo dudes.

    ResponderEliminar
  3. Hola Chic@s,

    abundo en lo que justo arriba dice Ana "todo tiene sus fases" y además en mi caso e imagino el de otros muchos twitteros, mi participación depende por lo general del tiempo de ocio a disposición que suele ser poco cuando te integras en un proyecto tras otro. No es una cuestión de prioridades, simplemente de optimización de recursos, léase tiempo a disponible fuera del laboral. Personalmente entré en twitter para encontrarme con otos docentes comprometidos con la formación de docentes y estudiantes y la enseñanza y debo decir que, aunque mi aportación es escasa, el enriquecimiento que he recibido es exponencialmente mucho mayor. Tampoco me preocupa el trasvase a WhatsApp de abitantes de TL. Imagino que les resultará más cómodo para una comunicación rápida del tipo: "Nos vemos en 10' en..." "Buenos días Cielito...". Además me gustan los matices semiprofesional e informativo de nuestro Twitter.
    Enfin, Juanfra, amigo, no creo debas preocuparte, la gente va y viene y ello es lo que nos permite echarles de menos y nos hace humanos. Y como decía Lucio Dalla en uno de sus éxitos, aprox: "las cosas pueden pasar en un instante lo importante es estar y prepararse para ello" (http://www.italianissima.net/testi/lannoche.htm yhttp://www.youtube.com/watch?v=zScwHWMp2Rc) y diría que con tus acertadas reflexiones vosotros, amigos míos, estáis preparados...
    Un beso.

    @azulsiculo

    ResponderEliminar
  4. Me estás empezando a dar miedo :) la telepatía no existía no? La noche del viernes me pasó lo que cuentas, coincidimos @Juancarikt, @gregoriotoribio @Carlosjmedina y un servidor y nos dedicamos a la cháchara :)) te dejo la reflexión final :)) http://twitter.com/cpaez01/statuses/305055456609570816
    Me identifico con todas y cada una de tus reflexiones.
    Una abraçada company :D

    ResponderEliminar
  5. Hombre, Juanfran, me he alegrado de leer este artículo tan elaborado, documentado y pensado. Recuerdo que tuviste bastante que ver con mi entrada en Twitter, en el curso #edupunkbaeza en agosto de 2010. Por eso, tus reflexiones sobre esta manera de comunicarse me llegan de manera más cercana, si me permites la confianza. Hace poco, @juancarikt reflexionaba también sobre este tema, pero en sentido contrario (encontraba demasiadas conversaciones en Twitter, creo recordar).
    Coincido en parte con lo que dices, pero creo que es cuestión de repensar la TweetList, abrirse a otras visiones, diversificar y aceptar que en Twitter hay modas, gurús -algunos francamente inexplicables- y mucha vanidad. Pero también autenticidad y ganas de compartir. Es cierto que aquellos que nunca interactúan y sólo aportan enlaces, deshumanizan Twitter y hacen sospechar que haya una actividad programada, como recuerda @FrancescLlorens.
    Los DM son útiles; si quiero quedar con alguien, hablar temas particulares, creo que es deferencia hacia el resto de la TL hacerlo en privado. Por otra parte, sigo viendo -y participando en- discusiones con buen nivel dialéctico, que nos permiten disfrutar y aprender. No acepto, eso sí, insultos o blasfemias, ofensas gratuitas. No me hacen gracia, lo sabes. Ánimo. Y enhorabuena por el post, hay mucha verdad e inteligencia en él.

    ResponderEliminar
  6. Francamente acertadas tus palabras.
    Un abrazo.
    @azulsiculo

    ResponderEliminar
  7. Coincido bastante contigo y con los comentaristas en varias cosas:

    1) Fuiste tu @juanfratic quien, sin propiciarlo directamente, me introdujo en el mundillo del pajarillo azul, me ayudo y me enseño para que servia, como actuar e interactuar, etc. Asi que yo pase de la fase 1 a la 4 directamente. Estuve enganchado a twitter, tanto que me acostaba leyendo el timeline y me levantava mirandolo a ver que habia pasado. Gracias a eso me entere de las muertes de Michael Jackson y Steve Jobs antes que por las noticias. Luego me lo tome con mas calma, porque era o twitter o mi salud personal (y familiar). La gracia o la desgracia de twitter es que tienes que estar en el momento adecuado para "enterarte" de las cosas, pero como alguien me dijo alguna vez, si es muy importante y/o interesante te llegara de alguna forma o te enteraras por alguien.
    Gracias a Twitter he conocido a personas extraordinarias, que de otra forma me hubiera costado mucho mas tiempo, o incluso no hubiera podido llegar a conocer. Gracias a Twitter se me ha abierto un mundo nuevo de relaciones personales y profesionales. Gracias a Twitter he aprendido (y sigo aprendiendo) mucho mas que con cualquier otro medio. Sin embargo, yo no vivo de Twitter ni se me va la vida en esta red social. Cuando puedo entro, veo, leo e intento aportar, pero el tiempo que puedo dedicarle a esta red social es bastante limitado.

    2) Por otra parte, tambien se producen conversaciones interesantes en Twitter y yo participo en algunas de ellas si considero que tengo algo que decir o aportar (verdad @salvaoret? ;-) Pero para estar en las conversaciones, has de estar en el momento (salvo que te mencionen directamente), por lo que a veces es complicado participar en ellas.

    3) En cuanto al tema del guruseo, los seguidores y los seguidos, no puedo opinar mucho porque no soy un guru, normalmente sigo a quien me sigue y empiezo a seguir a quien considero interesante o que me puede aportar algo. Pero si que he dejado de seguir a algun "guru" porque para que me digan simplemente lo que postean o una cita celebre, no me hace falta seguirlos en twitter (hay otros medios como los rss).

    4) Ultimamente me siguen algunos alumnos (no se si es bueno o malo, pero lo hacen). Esto me permite tener relacion con los que se han ido, y hablar con los que todavia estan de una forma menos formal que en las clases. Y en mi opinion, ahora los alumnos utilizan el twitter como un whatsapp o line en el que dicen publicamente lo que hacen o lo que piensan. Esto me lleva a dilemas morales porque he pillado a una exalumna diciendo que habia copiado al salir de un examen. A un alumnos comentar de donde se podian descargar los resumenes de las Rimas y Leyendas de Becker. A otra alumna saber todo lo que hizo este verano pasado en sus vacaciones (fiestas, borracheras, ligues, etc). Para ellos, es algo nuevo, divertido y no ven el mal uso que se puede hacer de su informacion.

    Para resumir este rollazo que te/os he contado, creo que Twitter al igual que las metodologias de aprendizaje, al igual que casi todo en esta vida, pasa por distintas modas y fases. Yo tambien he estado desencantado de Twitter, pero aun sigo porque creo que todavia tiene cuerda para rato ;-))

    Por cierto, perdon por los acentos faltantes, pero estoy escribiendo estas letras desde un ordenado que no es mio y no me apetece ver por que no escribe los acentos ;))

    ResponderEliminar
  8. Aquí otro Looker. Coincido contigo en todo. Aquellas conversaciones "intrascendentes" entr amigos de las que se aprendía mucho ya no están. Quizá no los encontremos porque se pierden en un TL frenético.
    Dice Salva en un comentario que criicaba en uno de mis últimos post lo contrario. En realidad no es así, sino que lo comparaba con aquellos primeras salas de chats en las que no había forma de seguir ninguna conversación y menos aún que fuera interesante.
    Creo que lo que has escrito lo sentimos muchos ahora.
    De todas formas siemre tendré mucho, muchísimo, que agradecer a Twitter

    ResponderEliminar
  9. Un post cargado de sabiduría,emoción y fuerza mi/nuestro querido Juanfra. Sabes comunicar con precisión y cariño hasta algo tan vacío como el desencanto. Twitter es patio, claustro,sano parloteo o tuitventana indiscreta donde no solo compartimos
    información,también hacemos escuela del presente -incluso cuando callamos- porque lo importante no es amar/ignorar Twitter sino seguir conectad@s. Besos guapetón :-)


    ResponderEliminar
  10. Todo un post escrito en castellano... Acabas de perder un follower :)

    ResponderEliminar
  11. Hace unos años cuando empezaba en Twitter leí a alguien que decía que luego vendría otra aplicación y dejaríamos Twitter. Pensé, NO, Twitter ha acertado aunando lo profesional con lo personal. Sigues a quien te interesa, en eso difiere de un chat, lees lo que quieres y a quien quieres.

    Yo también he pasado por esta etapa que describes, quizá etapas. Unas en las que piensas: me voy a distanciar, otras ocasiones en las que te apetece hablar, otras en las que estás atento a conversaciones, o a enlaces, otras en las que intentas generar algo de debate, incluso desahogo. En realidad, veo que el estado en que está Twitter es más el estado en que nos encontramos nosotros mismos.

    Nos hacemos mayores en Twitter :-), también los amigos con los que empezamos hace 2, 3 ó 4 años. :-). Salvo Gregorio claro ;-)

    Probablemente, el inédito artículo que empecé a escribir hace unos años para el Bazar de los locos no sería el mismo si lo escribiea hoy.

    Sin Twitter no habría conocido a muchos de los que han comentado, por eso ya vale!. Y a ti espero conocerte en persona! Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Gracias Francesc y Ana, tomo nota de vuestros sabios consejos. Entre líneas leo que me hago mayor ;-) y también por otro lado que no viva tan enamorado de “twitter”, que sin serle infiel, más pronto o más tarde me volveré a enamorar, bien de él, bien de “otra”. XD

    Alfredo, tampoco me quita el sueño la gente que migra a otras plataformas, o la que pueda dejar de seguirme por verter en Twitter comentarios en valenciano o sin “contenido”. Gracias por tus sinceras palabras.

    Carlos, ¿acaso dudas que somos hermanos gemelos? Sólo hay que vernos, tu tan grande y yo tan pequeñito ;-) Gràcies MESTRE

    Gracias Salva y Dani, coincides con Francesc en que abra mi TL a otras visiones. Tomo buena nota de ello. Y por otro lado coincides con Dani en que soy culpable de vuestra presencia en twitter.

    Gracias a los tres Carlos, Carlos, Juan Carlos y Carlos J. Desconocía vuestra charla del otro día.
    Juan Carlos, tendrás que perdonarme pero también desconocía tu post. Yo también tengo mucho que agradecer a Twitter y día a día más.
    Carlos J. , me gusta mucho cuando dices eso de “En realidad, veo que el estado en que está twitter es más el estado en que nos encontramos nosotros mismos”. Genial. Muchas gracias.

    Toni no sabes cuanto lo siento, y mira que estuve a punto de escribirlo en suajili, pero como sólo lo hablo en la intimidad, me parecía un poco descortés con la posible audiencia. De todas formas: “Asante rafiki”

    Gracias Mila por tus palabras, viniendo de ti son todo un lujo. Pero sigo diciendo que me ves con demasiado buenos ojos ;-)

    ResponderEliminar